Sigue IG:@tarotgratiscartas TW:@tarotgratismx FB: tarotgratiscartas

Constelaciones ¿Qué son? Nombres de constelaciones del zodiaco

¿Que son las constelaciones? Constelación en la astrología es un conjunto de estrellas identificables a simple vista por su configuración. Ese es su simple significado. Los antiguos dividieron la franja zodiacal en doce sectores (de ahí los doce signos del zodiaco y las doce casas de la astrología), es decir, los 360 grados de la bóveda celeste, en parcelas idénticas de 30 grados. Cada una tiene su propia importancia en función del tránsito marcado por las dualidades luz-tiniebla, nacimiento-muerte, subida-descenso. Son las doce constelaciones del zodiaco, una por sector, dando un nombre a cada tramo.

Las correspondencias proporcionales son simbólicas porque algunas constelaciones de estrellas ocupan más de los 30° asignados, a veces menos y otras hasta 60°.

Nombres de constelaciones de estrellas
Cuántas constelaciones hay
Las constelaciones del zodiaco
Qué carta del tarot representa a tu signo del zodiaco en la astrología (correspondencias)
Constelación de Aries
La Constelación de Tauro
Constelación de Géminis
La constelación de Cáncer
Leo constelación
Constelación de Virgo
Libra constelación
Constelación de Escorpión
Sagitario constelación
Constelación de Capricornio
Acuario constelación
Constelación de Piscis

Nombres de constelaciones de estrellas

Respecto a los nombres de las constelaciones, el astrólogo latino del siglo I Marcus Manilius descifró que: algún autor ha descrito las diferentes figuras de las constelaciones, y sus influencias en todas las partes del firmamento, y ha ordenado su carácter peculiar y sus causas:

La angustia de Perseo y Andrómeda, la madre dolorida Casiopea, y el padre que la consuela (Cefeo). La hija de Licaón (Calixto, la constelación de la Osa Mayor) es uno de los nombres de estrellas y constelaciones; elevada al cielo por Júpiter, Cinosura (la Osa Menor) al cuidado de Júpiter; la Cabra, consagrada a lo alto por su leche (alimento de Júpiter infante). El Cisne, por su disfraz; Erigona (Virgo) conducida al cielo por su piedad; el Escorpión (Escorpión) por su venenosa picadura; Leo por sus garras, Cáncer por su mordedura, Piscis por haber provisto la conversión de Cit yerea (Venus), y Aries como guía de los astros en el Océano dominado.

En las demás constelaciones del firmamento también trataron de explicarse las diversas causas por las que fueron fijadas en el espacio, en cuyas razones no hay sino una fábula celeste, a su vez la Tierra compuso las figuras del cielo, del cual, en cambio, sufre la dependencia» (Astronomicón II).

¿Cuántas constelaciones hay?

La astronomía moderna, desde 1928, considera un total de 88 parcelas desiguales, con límites bien definidos, que dan nombre a otras tantas constelaciones de estrellas. La Unión Astronómica Internacional (UAI) reagrupó oficialmente la esfera celeste en esas 88 constelaciones con límites precisos. Así, ahora, todo punto en el cielo queda dentro de los límites de una sola figura.

cuantas constelaciones hay

Las constelaciones del zodiaco

Desde el punto de vista del Zodiaco, solamente interesan las doce constelaciones que dan soporte a los signos: Cangrejo o Cáncer (6), Carnero o Aries (7), Gemelos o Géminis (16), León o Leo (21), Peces o Piscis (28), Saeta o Sagitario (31), Toro o Tauro (34), Virgen o Virgo (36), Acuario (38), Balanza o Libra (41), Capricornio (47) y Escorpión (59).

Al hablar de horóscopos hay que considerar que las constelaciones mantienen un ligero movimiento de rotación, lo que motiva que el inicio actual del Zodiaco, que coincide con el equinoccio de primavera y cuyo signo es Aries, no coincida con la constelación de Aries, puesto que esta ya no brilla sobre el Sol entre los días 21 de abril y 22 de mayo. Lisa Morpurgo, en sus estudios sobre astrología, destaca que el desplazamiento aparente del mapa de las constelaciones zodiacales se debe a una ligera inclinación del eje terrestre, fenómeno que denomina «precesión de los equinoccios» y ante este hecho se plantea el cómo y el porqué del establecimiento de la secuencia del Zodiaco abriéndose con Aries y cerrándose con Piscis.

No es verosímil que la correspondencia entre constelaciones y sectores del Zodiaco se fijara empíricamente, o sea, recogiendo datos y observaciones sobre los distintos ciclos, cada uno de los cuales se extiende a lo largo de treinta mil años, por lo cual debemos llegar a la conclusión de que sería muy distinta la fuente a la que recurrieron los antiguos astrónomos-astrólogos para establecer el esquema zodiacal. De esta forma, resulta que el discurrir Zodiacal no va en sentido directo de Aries a Tauro…, sino que marcha hacia atrás, de Aries a Piscis y de Piscis a Acuario…, ya que el eje terrestre se desplaza en sentido inverso al resto de las rotaciones zodiacales. No deja de ser significante a la hora de practicar una perfecta observación del mapa celeste de cara a la realización de una Carta astral o una predicción astrológica.

Correspondencias de las cartas de los arcanos del tarot, con la numerología, astrología y cabalistica

cartas tarot correspondencia astrologica

Puedes ver la correspondencia de las cartas: Cómo ver tiempos en el tarot

Aries Constelación

Constelación boreal zodiacal que debido a la precesión de los equinoccios se encuentra hoy adelantada al Este del signo de su nombre. Tan solo con tiene una estrella de segunda magnitud. Se denomina también Carnero. Primer signo del Zodiaco, en el que penetra el Sol el 21 de marzo y sale el día 20 de abril, abarcando entre los 0° y los 30º de la esfera celeste. Ocupa el primer lugar de arco de la circunferencia, comprendido entre el Oeste (equinoccio de primavera) y el Sur (solsticio de verano). Al producirse durante su estancia el equinoccio primaveral, se dice que posee un carácter renovador. En él la naturaleza comienza a despuntar tras el invierno.

Su símbolo representativo es el morueco o carnero (en el Zodiaco de Babilonia no existía el carnero como representación, que aparece por primera vez en Egipto), que viene a expresar gráficamente al conductor, al que arrastra el rebaño, que suscita el entusiasmo e impulsa a las grandes empresas; una poderosa criatura que pasta en las praderas celestiales, de color blanco, pardo y negro, con lana larga y rizada que más bien parecía pelo, patas largas y ágiles, y cuernos más parecidos a los de una cabra que a los de un carnero. Aries es el jefe del rebaño que en otro tiempo perteneció al gran dios Marte; por ello es belicoso, lujurioso y fértil.

Místicamente, el grafismo representa la luz que comienza con las primeras horas del amanecer, el alba de todas las cosas, la energía vital que empieza a desarrollar su impulso creador. Se encuentra ligado al fuego primordial, que a la vez creador y destructor, capaz de generar vida sobre la Tierra y de consumirla.

Como signo unido al planeta Marte, simboliza el empuje, la virilidad, la energía y la independencia. Es masculino y pertenece a la casa del fuego, la cual comparte con Leo y Sagitario. Tiene, pues, su domicilio en Marte; el Sol, en exaltación; Saturno, en caída; y Venus, en el exilio. Una gran fuerza interior predomina en los arcanos, cuya propiedad de ser principio los hace extremistas y renovadores. Son temerarios en sus opiniones, acciones y gestiones. La vida, la muerte, la exaltación y la depresión, son estados anímicos que acompañan al nativo de Aries constantemente. Se dice que es como el Ave Fénix que sabe resurgir de sus propias cenizas.

La carta del tarot para Aries es: El Papa (Arcano V) y también «El Mago» (Arcano I).

Signos compatibles con Aries

Se consideran signos compatibles con Aries los siguientes: Géminis, Leo, Sagitario y Acuario; e incompatibles: Cáncer, Libra y Capricornio. Asimismo, posee las características positivas de espíritu aventurero, energía y amor a la libertad; mientras que en el lado negativo se sitúan el egoísmo, la tendencia a ocupar siempre el primer lugar, la agresividad y la impaciencia.

 

Tauro Constelación

Constelación zodiacal que limita al Norte con las de Perseo y Cochero; al Este, con los Gemelos y Orión; al Sur, con Eridano, y al Oeste, con la Ballena y Aries. El astrólogo latino del siglo I Marcus Manilius dice de ella lo siguiente: «No lejos de aquí, Henochhio [El Cochero o Auriga] casi apoya las plantas de los pies en el toro (Tauro) acogido en el cielo por su esfuerzo, y cuyo nombre es debido a su oficio…» (Astronomicón, I. 360).

Segundo signo del Zodiaco, que se encuentra situado entre Aries y Géminis, corresponde al periodo primaveral, y ocupa entre los 30 y 60 grados del arco de la circunferencia comprendido entre Oeste (equinoccio de primavera) y Sur (solsticio de verano). Es el tiempo que transcurre entre el 21 de abril y el 21 de mayo. Pertenece al elemento tierra, sede que comparte con Virgo y Capricornio; es considerado un signo fijo junto a Leo, Escorpión y Acuario. Se encuentra gobernado por Venus. Representado por un toro, su origen babilónico hay que buscarlo en Gud-an-na, el buey celeste; aunque en Occidente se habla del mito del toro que se llevó a Europa sobre su lomo. Símbolo de los instintos, de la conservación y la sensualidad.

Su planeta regente es Venus, Tauro, el toro, nos indica que la naturaleza viene condicionada por la necesidad de procrear. La vida del individuo pierde su importancia absoluta, egocéntrica y se convierte en el vehículo de una nueva vida. Es el periodo primaveral de la reproducción. Se consideran características positivas suyas la practicidad, la paciencia, la confianza, la habilidad en los negocios, el firme sentido de los valores; y en el plano negativo, la posesión, la pereza, la falta de moderación, la inflexibilidad y la falta de originalidad.

La carta de tauro en el tarot es: La Emperatriz (Arcano III) y la carta del Arcano VI, Los Enamorados.

 

constelaciones zodiaco constelación de tu signo

Imágenes de Constelaciones nombres zodiaco

 

Géminis constelación

Constelación de Géminis, que es el tercer signo del Zodiaco, que corresponde a la entrada del Sol el día 21 de mayo y su estancia en él hasta el 21 de junio, es decir, que posee entre los 60 y los 90 grados de la bóveda celeste. Ocupa el ápice de la primavera en el arco de circunferencia comprendido entre Oeste (equinoccio de primavera) y Sur (solsticio de verano) al final de la terna primaveral que forma con Aries y Tauro. Parece ser que su nombre tiene un origen egipcio; se denominaba <<Las dos estrellas>>, mientras que en Babilonia era «Mastaba». El nombre de Géminis, viene del griego de las dos estrellas brillantes: Cástor y Pólux, gemelos mitológicos.

Pertenece al elemento Aire, sede que comparte con Libra y con Acuario; es considerado un signo móvil junto a Virgo, Sagitario y Piscis. Su planeta regente es Mercurio. Simboliza en general la dualidad en la semejanza, imagen de las oposiciones exteriores e interiores, contrarias y complementarias, relativas y absolutas; la simbiosis que se representa por los gemelos. Así como Aries se asocia a la potencia masculina y Tauro a la femenina, Géminis es la potencia capaz de multiplicar, es el niño nacido de la pareja. Como signo móvil que es, reproduce los valores de la ambivalencia e incertidumbre inherente al aire que sopla en todas direcciones y cuya fuerza resulta siempre caprichosa. Se representa por dos niños, los gemelos, cogidos de la mano. Simbolizan la juventud, la primavera con la que todo renace.

La carta del signo Géminis en el tarot es: El Carro o la carroza (Arcano VII)

 

Cáncer constelación

Constelación boreal zodiacal conocida como el Cangrejo o Constelación de Cáncer, situada entre la del León y la de los Gemelos. Cuarto signo zodiacal, que ocupa el recorrido del Sol en la elíptica entre los 90 y los 120 grados. Coincide con el periodo de tiempo comprendido entre el 21 de junio y el 23 de julio, por lo que se sitúa después del solsticio de verano. Se trata de un signo de agua con domicilio en la Luna, exaltación en Júpiter y exilio en Saturno. En el horóscopo caldeo se llamaba Nangaru.

Pertenece al elemento agua (signo de agua) el cual comparte con Escorpión y Piscis; es considerado un signo cardinal, junto a Aries, Libra y Capricornio. Su planeta regente es la Luna. Se suele representar gráficamente mediante dos espirales que se mueven en el sentido del desplazamiento solar, aun que también, y debido a su naturaleza acuática, suele aparecer bajo la figura de un cangrejo. Junto a Cáncer aparece todo un Universo acuático.

AHORA EN CUALQUIER MOMENTO MIENTRAS QUE NAVEGAS POR NUESTRO SITIO WEB, PODRÁS RECIBIR UNA NOTIFICACIÓN POP UP DE QUE HAS GANADO UNA TIRADA PERSONALIZADA CON UN TAROTISTA (40 MIN) TOTALMENTE GRATIS. SE SORTEA 1 AL DÍA

Aunque normalmente se considera que la creación de los signos del Zodiaco se debe a los caldeos, algunos investigadores han demostrado que muchos de ellos, tal y como ahora los conocemos, poseen un origen egipcio. Por ejemplo, el Cangrejo se relaciona con las Dos Tortugas egipcias, así como con el dios Tot, más tarde Hermes, en Grecia, y Mercurio, en Roma. Por la estación de entrada simboliza la próxima recolección: la maduración de los frutos pone fin a la primera fase del ciclo vegetal, y la Naturaleza, sosegada, asume un carácter receptivo-pasivo que expresa intensamente las características femeninas: Luna-Venus.

Se produce la lánguida agonía del mundo vegetal, que sirve para que se intensifiquen los valores afectivos, los cuales, con su continuidad, garantizarán una nueva fertilidad. Se consideran características suyas la amabilidad, la sensibilidad, la tenacidad, el exceso de emotividad y un cierto desorden.

La carta del tarot del signo Cáncer es: La Papisa (Arcano II) y La Justicia (Carta VIII del tarot)

 

Constelación de Leo

En la astrología, la Constelación zodiacal de Leo está situada entre las de la Virgen y el Cangrejo, que contiene una estrella de primera magnitud. Este quinto signo del Zodiaco corresponde al periodo de tiempo entre el 23 de julio y el 22 de agosto (los nacidos entre esas fechas tienen dicho signo del zodiaco de fuego), abarcando entre los 120° y los 150° de la bóveda celeste. Leo se encuentra en medio de los tres signos del verano, que ocupan el arco de la circunferencia comprendido entre Sur (solsticio de verano) y Este (equinoccio de otoño); entre Cáncer y Virgo. Los astrólogos lo llaman el León y su nombre parece provenir del dibujo que forman las estrellas de su constelación. Se considera un signo de origen egipcio y en Babilonia se denominaba Gran Perro. En el horóscopo caldeo era A.

Pertenece al elemento fuego, sede que comparte con Aries y Sagitario; es considerado un signo fijo junto a Tauro, Escorpión y Acuario. Se halla unido al verano y a la cosecha, por lo que simboliza la plena madurez del ciclo primavera-verano. Es la gran seguridad en uno mismo, que lleva a una visión exultante del presente como compendio emblemático del pasado y del futuro, así como a una visión confiada del ego, núcleo monolítico perfecto. La representación del león guarda también un cierto simbolismo propio ya que es una de las criaturas más poderosas, arquetipo del valor, de la nobleza y del espíritu emprendedor.

Estacionalmente se halla en su ápice el ciclo primaveral-estival; es el momento de la cosecha, cuando el trigo que se acumula en las eras es símbolo de prosperidad y de bienestar. Se consideran características de Leo la generosidad, la magnificencia, la seguridad en uno mismo, visión confiada del ego; en lo negativo destaca el dogmatismo, un cierto aspecto matón, la intolerancia y la fijeza de ideas.

Su carta del tarot es: El Ermitaño (Arcano IX)

 

Virgo Constelación

En la astrología, Virgo es el Sexto signo del Zodiaco que se encuentra al final del periodo estival, por detrás de Cáncer y Leo, ocupando entre los 150 y los 180 grados del arco de la circunferencia comprendida entre el Sur (solsticio de verano) y el Este (equinoccio de otoño). Es el tiempo que transcurre entre el 23 de agosto y el 22 de septiembre. Pertenece al elemento Tierra, sede que comparte con Tauro y Capricornio. Es considerado signo móvil junto a Géminis, Sagitario y Piscis y se encuentra gobernado por Mercurio.

Probablemente, el origen de este signo sea la diosa egipcia del grano, Nidaba, ya que en este país la siega comienza cuando la Luna está llena en Virgo. Simboliza la cosecha. Tras la euforia de la siega sigue una valoración atenta y sagaz, tras la que se plantea el problema de su conservación en el tiempo, la cual queda confiada a la habilidad técnica y a las capacidades de ahorro y autodominio. La naturaleza alcanza el máximo de su aridez y se encierra en la inmovilidad, contrario a toda aventura.

Se consideran características positivas de Virgo la selectividad, la meticulosidad, la modestia y el orden; y negativas, el nerviosismo, la aprensión, la hipercrítica y el ser anormalmente convencional.

La carta del signo Virgo en el tarot es: La Rueda de la Fortuna (Arcano X) y XIV La Templanza

tarot y astrologia

Constelación de Libra

Constelación zodiacal situada entre las de Escorpión y la Virgen, que contiene una estrella de segunda magnitud. Séptimo signo del Zodiaco que corresponde al periodo de tiempo transcurrido entre el 23 de septiembre y el 22 de octubre, que abarca entre los 180° y los 210° de la bóveda celeste.

Libra se encuentra al principio del otoño, iniciando el arco de la circunferencia comprendido entre Este (equinoccio de otoño) y Norte (solsticio de invierno), junto a Escorpión y Sagitario.

Los astrólogos la llaman «la balanza» y su nombre parece provenir de la identificación babilónica con el juicio y los muertos. La estación babilónica de Zibanitu (la balanza) coincidía con la época en que en Egipto se pesaba la cosecha y se pagaban los impuestos, cuando la Luna estaba llena en Libra. En el horóscopo caldeo era Nuru. Pertenece al elemento aire, sede que comparte con Acuario y Géminis; es considerado un signo cardinal, junto a Aries, Cáncer y Capricornio.

Está unido al otoño, a la preparación de la siembra. Aparece cuando se apaga el Sol, al inicio de la estación invernal, y la madre (tierra) se prepara para la fecundación que la llevará al ciclo primaveral. Le corresponde, por tanto, el cometido de escoger la semilla mejor para asegurar la futura cosecha. Simbólicamente representado por la balanza y bajo el aspecto de Venus Afrodita, la personalidad dual de esta diosa hace que la balanza se incline una vez hacia un lado y otra hacia el otro.

Se encuentra en el punto de equilibrio del año, cuando las estaciones en el hemisferio Norte están a punto de pasar del suave otoño a los fríos y tormentas de invierno. Se consideran características positivas de Libra la armonía, la naturaleza adaptable, el idealismo, el encanto; mientras que por la parte negativa destacan el resentimiento, la frivolidad y una cierta oscilación entre dos extremos.

La carta del signo Libra en el tarot es: El Colgado (Arcano XII)

 

Escorpión, una de las constelaciones más misteriosas

Constelación zodiacal muy vistosa que se encuentra situada entre las de Libra, Ofiuco y Sagitario. Octavo signo del Zodiaco que corresponde al periodo que va desde la entrada del Sol en él durante el día 23 de octubre hasta su salida el 21 de noviembre. Corresponde al arco de la bóveda celeste comprendido entre los 210 y los 240 grados. Ocupa el centro del otoño, en el arco de circunferencia comprendido entre Este (equinoccio de otoño) y Norte (solsticio de invierno), entre Libra y Sagitario.

En el horóscopo caldeo se denominaba Akrabu. Pertenece al elemento Agua, sede que comparte con Cáncer y con Piscis: es considerado un signo fijo, junto a Acuario, Tauro y Leo. Su planeta regente es Marte. Representado por un escorpión, simboliza la siembra, el enterramiento, el periodo que constata que la muerte lleva aparejada en sí misma la vida. La semilla, sepultada bajo la tierra inicia su aventura hacia el estallido primaveral.

Se consideran características de los nacidos bajo Escorpión la intensidad sentimental, los propósitos claros y la astucia, así como el resentimiento y los celos. Aparece en la Epopeya de Gilgamesh y su representación en Mesopotamia data de unos mil años antes de que fuese esculpido en los Zodiacos de Dendera y Esna, en Egipto, donde se le consideraba descendiente de Selket, diosa egipcia de la fertilidad, encargada de guardar una de las cuatro puertas del Reino de los Muertos.

El signo de Escorpión está representado por la carta XIII de La Muerte (Arcano Mayor)

Ver: Ascendentes de signos del zodiaco

Constelación de Sagitario

Constelación zodiacal situada entre las de Escorpión y Capricornio. Sus estrellas más brillantes son dos de segunda magnitud y ocho de tercera. Noveno signo del Zodiaco que corresponde al periodo de tiempo transcurrido entre el 22 de noviembre y el 20 de diciembre, y abarca entre los 240 y los 270 grados de la bóveda celeste. Sagitario se encuentra al final de los tres signos otoñales que ocupan el arco de circunferencia, comprendido entre Este (equinoccio de otoño) y Norte (solsticio de invierno), junto a Libra y Escorpión.

Pertenece al elemento Fuego, sede que comparte con Aries y Leo: es considerado un signo móvil junto a Géminis, Virgo y Piscis. Símbolo del movimiento, representa el inicio de la germinación. La semilla empieza a adaptarse al ambiente circundante, los terrores que la rodean no son ya una tumba sino un seno materno confortable y protector. Su planeta predominante es Júpiter. Se suele representar por una flecha que simboliza la síntesis dinámica del hombre que vuela hacia su transformación de ser animal en ser espiritual. Su origen es babilónico y en sus primeros tiempos estaba confusamente asociado a Escorpio, de tal forma que las primeras representaciones de Sagitario son bicéfalas.

Se consideran características positivas suyas la jovialidad, el optimismo, la flexibilidad y la adaptabilidad; mientras que en el plano negativo tenemos la exageración, el extremismo y los caprichos.

El signo de Sagitario está representado por el Arcano XV: El Diablo.

 

Capricornio Constelación

Capricornio es la Constelación austral del Zodiaco, situada entre las de Sagitario y Acuario. No tiene estrellas de primera ni de segunda magnitud. Décimo signo del Zodiaco que ocupa el recorrido del Sol en la bóveda celeste entre los 270 y los 300 grados. El astro rey entra en este signo el 21 de diciembre, correspondiendo con el solsticio de invierno, y sale de él el 19 de enero. Corresponde a la tierra, casa que ocupa junto a Tauro y Virgo. Domicilio diurno de Saturno y Urano, exaltación de Marte, exilio de la Luna y caída de Venus. E

En el horóscopo caldeo se llamaba Sakhu. Simboliza las montañas nevadas, así como el invierno de la vida y la vejez. Es el Fujiyama de los nipones, la montaña sagrada desde donde desciende la diosa del Sol; el Sinaí de Moisés, donde este recibe las Tablas de la Ley. Como rey en el cielo durante la Navidad, es promesa del renacer, de la esperanza que debe tener la semilla enterrada que afronta el periodo más difícil de su existencia, aunque la savia sigue circulando bajo las cortezas desnudas.

Saturno es su planeta regente, vinculado al conocimiento y al poder. Se le suele representar gráficamente mediante una cabra marina, es decir, un cabra que posee cola de pescado. Sus asociaciones mitológicas son muy dudosas y contradictorias; se asocia sin demasiada contundencia con la divinidad babilónica Ea, a quien se conocía como el antílope del océano subterráneo.

Su carta del tarot es: La Torre (Arcano XVI), que representa al signo de Capricornio

Características de Capricornio

Decisión, ambición sana, prudencia, rigidez, a veces pesimismo, y tacañería.

 

Constelación de Acuario

Acuario es una constelación zodiacal extensa y poco vistosa que se encuentra situada entre las de Pegaso, Peces y Capricornio. Únicamente contiene tres estrellas de tercera magnitud. Undécimo signo del Zodiaco que corresponde al periodo de tiempo transcurrido entre el 20 de enero y el 18 o 19 de febrero, abarcando entre los 300 y los 330 grados de la bóveda celeste. Acuario se encuentra en medio de los tres signos invernales, que ocupan el arco de circunferencia comprendido entre Norte (solsticio de invierno) y Oeste (equinoccio de primavera), entre Capricornio y Piscis. «Amo de Júpiter» es el nombre que le dan los astrólogos, aunque tradicionalmente es conocido por «El Aguador». En el horóscopo caldeo se denomina Gu.

Acuario pertenece al elemento aire, sede que comparte con Libra y Géminis; es considerado signo fijo, junto a Tauro, Leo y Escorpión. Simboliza la colectividad, la fraternidad, y representa las relaciones. Su planeta regente tradicional es Saturno, puesto que comparte con Urano desde que fue descubierto el 13 de marzo del año 1781. El Aguador, su representación, guarda también un cierto simbolismo propio, ya que se trata de un hombre que lleva un ánfora que derrama a chorros el agua de su interior, un agua etérea por pertenecer al aire. Es el encargado de hacer llover sobre el hemisferio norte.

Aunque generalmente se atribuye a los caldeos la creación de los signos del Zodiaco, algunos investigadores han demostrado que muchos de los signos tal y como ahora los conocemos poseen un origen egipcio. Por ejemplo, el dios Hapi, personificación del río Nilo, era representado regando la tierra con dos jarras, a semejanza de la divinidad babilónica Ea, de quien fluía el agua a través de sus manos. En la mitología griega, Acuario era Ganímedes, hijo del rey Tros de Frigia, un joven de extraordinaria belleza, el más hermoso de los mortales, que atrajo la atención de Zeus, ardiente admirador de la belleza masculina y femenina, quien convirtiéndose en águila lo llevó consigo al Olimpo donde se le dio el cargo de copero de Zeus, reemplazando en esta función a Hebe, la divinidad de la juventud.

Símbolo de aire con una cierta aproximación acuática, Acuario acerca al individuo al planteamiento de la afinidad selectiva, mientras que Géminis es quien evoca la comunicación mental, y libra el diálogo del corazón. Estacionalmente se corresponde con el despuntar de las raíces, es decir, con la metamorfosis de la semilla que se ha transformado ya en una planta individual y diferenciada.

Se consideran características positivas de Acuario: el humanitarismo, la independencia, la fidelidad y el idealismo; mientras que en el lado negativo de la balanza se colocan: la excentricidad, la rebeldía y la falta de tacto.

La carta del tarot que representa a Acuario es: La Luna (Arcano XVIII)

 

Piscis constelación

Constelación zodiacal introducida por Ptolomeo, situada principalmente en el hemisferio Norte. Contiene una estrella de tercera magnitud y un total de 128 visibles. Piscis es Duodécimo y último signo del Zodiaco, que corresponde al periodo de tiempo transcurrido entre el 19 de febrero y 20 de marzo, abarcando entre los 330 y los 360 grados de la bóveda celeste. Piscis se encuentra cerrando los signos del invierno (Capricornio, Acuario y Piscis). que ocupan el arco de circunferencia comprendido entre el Norte (solsticio de invierno) y Oeste (equinoccio de primavera).

Los astrólogos la suelen llamar «el pez»; según la mitología griega, Venus y Cupido, aterrados por el gigante Tifón, se arrojaron al Éufrates y se convirtieron en peces. Para conmemorar este acontecimiento, Minerva colocó a los peces en el firmamento. Los babilonios conocían esta constelación con el nombre de Kun (las colas). También la llamaba la traílla, en recuerdo de aquella a la que fueron atadas las dos diosas peces Anunitum y Simmah.

Pertenece al elemento agua, sede que comparte con Cáncer y Escorpión. Es considerado un signo móvil junto a Géminis, Virgo y Sagitario. Está unido a la última fase de la vida subterránea, ya que la voluntad de la protección del seno terrestre es materialmente insignificante, aunque es en este instante cuando se injerta el trauma de la separación de la madre. El hedonismo adopta formas de autocomplacencia y se orienta hacia la búsqueda de la protección afectiva.

Es el pez que hace caer sobre el hemisferio Norte, a fines de febrero y principios de marzo, las aguas que garantizan las buenas cosechas. Por ello, gobierna las algas, los musgos, helechos, nenúfares y demás plantas que crecen en el agua o en sus aledaños. Se consideran características de Piscis las siguientes: humildad, compasión, sensibilidad, amabilidad e intuición, aunque también la imprecisión, el descuido, la indecisión y la incapacidad para afrontar los aspectos prácticos de la vida.

El signo de Piscis está representado por el Arcano XIX: El Sol.

Te recomendamos hacer la tirada completa de tarot gratis en línea

 

COMENTA:


Usamos cookies para mejorar tu experiencia en esta web, pero no se comparten con terceros. Si continúas en el sitio, estás de acuerdo con eso. Política de privacidad y uso de cookies
Tarot en línea gratis. TarotGratis.mx © 2018- 2021. Solo para fines de entretenimiento. Las respuestas que da el tarot son consejos y no deben tomarse como algo absoluto.